5 de julio de 2022

Tras cadena de Bukele, experto en transparencia dice que “es falso que ya no hay gastos reservados”

En su discurso, Bukele dijo que ya no hay partida secreta, pero analistas coinciden en que más allá de esta unidad presupuestaria en particular, se sigue ocultando cómo se usa el dinero público.
“Ahora ya no hay partida secreta por primera vez desde la guerra civil”, dijo de manera triunfal Nayib Bukele en su discurso del domingo 21 de marzo. Con esto, hacía referencia al apartado de gastos reservados de la Presidencia del cual abusaron gobiernos anteriores.

Sin embargo, a juicio de Wilson Sandoval, coordinador del centro de Asesoría Legal Anticorrupción (Alac-Funde), “se creó la unidad presupuestaria del ‘OIE’ (Organismo de Inteligencia del Estado) de la cual no se entrega información a la ciudadanía ni se detallan sus gastos”. El gasto de esta partida es, añade Sandoval, “totalmente discrecional”. Además, explica que de ahí han salido erogaciones de las cuales hay poca o nula información, como contratos de lobby en EE. UU.

“De acá, puede pagar todo sin que la gente lo sepa: pago de voluntades, sueldos, asesores, viáticos, viajes, etcétera. Todo con la restricción de que la ciudadanía no lo puede conocer”, advirtió el coordinador de Alac. El experto aclara que si bien ya no existe la partida 54315, conocida como la “partida secreta”, sigue habiendo una gran cantidad de gastos discrecionales. “Es falso que ya no existan gastos reservados o ocultos”, sentencia.

Xenia Hernández, directora de la Fundación DTJ (Democracia, Transparencia y Justicia) hizo un llamado al Gobierno a no obstaculizar el derecho de acceso a la información pública y afirmó que eso podría dar credibilidad a declaraciones como la hecha por Bukele en su discurso. “Si es cierto que ya no existe la partida secreta y ya no hay gastos ocultos, pues la mejor forma de poder verificar eso es cuando existe acceso a la información”, señaló.